Nesting es un término que se ha puesto muy de moda últimamente y ya es una tendencia.

Esta palabra es un anglicismo que se emplea para denominar la práctica de quedarse en casa. Ha surgido como forma de trabajar el cansancio, el estrés y la ansiedad. Es un término que en español se traduce como anidando, que deriva del término inglés nest y significa nido.

Es posible que ya lo practiques y no lo sepas

 

Realizar nesting es algo que le gusta a todo el mundo. Más de una vez lo has hecho y seguramente te hayas inventado algún tipo de excusa para no salir de casa.

El nesting tiene épocas y épocas. Seguramente has tenido temporadas en las que llegaba el viernes y no querías quedarte en casa, necesitabas salir con amigos a distraerte y llegar tarde a casa. También, tendrás temporadas que será todo lo contrario y te guste quedarte en casa apreciando el llegar a casa, tumbarte, no pensar en el trabajo o en obligaciones que perturben tu paz.

 

¿Es el nesting una práctica antisocial?

 

Depende para quien sí podría serlo.

Por lo general aquellas personas que hacen nesting suelen realizar actividades culturales que enriquecen tanto el cuerpo como la mente. Algunas de esas actividades son: leer libros, ver películas, coser, manualidades,. Todo tipo de destrezas artísticas que te hacen disfrutar de cada momento como si fuera único.

 

¿Cuáles son los beneficios del nesting?

 

Es económico, ya que todo el tiempo te lo dedicas a ti y en casa. No supone un gasto extra por servicios o cosas que necesites para llevar a cabo esta actividad.

Aprendes a conformarte con poco sin tener que depender de otras cosas que no te aportan lo suficiente

Tu mente se relajará y descansará. Solo pensarás en ti, no habrá nada más que te moleste.

Compartirás tiempo con tu familia, mascota, o amigos. El nesting es una actividad que se puede hacer de manera individual o en pareja. No será un impedimento estar con más personas para poder relajarte.

Descansarás de tanto trabajo diario y apreciarás qué es el valor del tiempo.

 

¿Vas a quedarte hoy en casa?

 

Y, ¿por qué no? Si quieres hacerlo resiste a las presiones sociales de todos aquellos que te dicen que salgas, relájate y disfruta. No importa no tener un plan organizado, el nesting es una práctica que ira surgiendo en función de tus necesidades.

Si hoy no puedes hacer nesting, olvídate de todo este fin de semana y aprovecha el tiempo para ti con uno de esos libros que siempre has querido leerte y por falta de tiempo nunca puedes.