A la hora de comprar o vender una casa, lo primero que valoramos es su superficie. Y es que, la superficie de una vivienda es un parámetro característico muy importante de la misma, ya que su valor es directamente proporcional a la superficie que disponga. A mayor superficie, mayor valor. Por ello, antes de adquirir un inmueble, es importante que sepamos diferenciar correctamente los términos que habitualmente se utilizan cuando se está hablando de superficies, es decir, metros construidos y metros útiles.

 

Ahora bien, ¿sabes realmente cuál es la diferencia entre ambos términos? Si todavía no lo tienes muy claro y ya has tomado la decisión de vender tu casa, este artículo te interesa.

En Vía Célere te explicaremos todas las diferencias que existen para que así no te quede ningún tipo de duda en relación a esta cuestión. ¡Sigue leyendo para conocer más!

 

¿Qué diferencia hay entre superficie útil y construida?

Cuando nos disponemos a comprar una vivienda, lo primero que queremos saber es cuánto mide. Sin embargo, aunque a priori se trata de una cuestión sencilla, no lo es tanto. ¿El motivo? En gran parte de las ocasiones se desconoce la diferencia entre metros cuadrados útiles y construidos y, por lo tanto, sus dimensiones. Al ser conceptos totalmente diferentes, a continuación, te detallamos que caracteriza a cada uno de ellos.

Superficie útil

Es toda aquella superficie que puedes pisar dentro de la casa. En este concepto entra todo el interior de la vivienda y quedan excluidas todas las partes que, aunque estén dentro de la casa, no son útiles. Por ejemplo, los tabiques o pilares.

La superficie útil incluye los armarios, terrazas, balcones o patios comunes de uso privado, solo si están cerrados. En este caso, se calcularán como metros útiles, y si están abiertos se computarán sólo en un 50%. Es decir, si disponemos de una terraza de 20 metros cuadrados y está descubierta, sólo computará como si midiera 10 metros cuadrados, mientras que si está cubierta se contará en su totalidad.

La información que aporta la superficie útil es de mucha importancia porque ayuda al comprador a saber del espacio que dispondrá para vivir. Siempre es importante contar con un plano de la vivienda original y para saber la superficie útil siempre necesitarás contar con la ayuda de un arquitecto para saberlo con total fiabilidad.

Superficie construida

Es un concepto que hace referencia al número de metros construidos. En la superficie construida se incluirán todos los metros cuadrados dentro del perímetro de la vivienda, así como las estructuras del edificio.

Si vives en un piso hay que sumar los metros de las escaleras, pasillos, paredes, tabiques o muros, entre ellos. Si, por ejemplo, vas a adquirir una casa dentro de una urbanización, verás que las zonas comunes también cuentan como metros construidos. En los chalets, las buhardillas se integran como superficie construida sólo cuando superan el 1,50 metro de altura.

Sin embargo, lo que no cuenta como metros construidos son los espacios de altura inferior a 1,50 metros. Por tanto, la superficie construida siempre es mayor que la superficie útil. Y es que, para un piso de 100 metros cuadrados, la diferencia está en torno al 10%.

Este último ejemplo pone de manifiesto que, para hacer el cálculo de la superficie construida de tu vivienda, debes saber que es un 10% o 15% más que la superficie útil.

¿Qué superficie consta en catastro y cómo consultarlo?

Para escriturar una vivienda como para obtener licencia para construir, el ayuntamiento y el notario necesitan saber cuáles serán los metros construidos para cobrarte en base a ello. Ahora bien, ¿qué superficie consta en catastro?

En catastro, los metros cuadrados de una vivienda que aparecen son la superficie construida y los elementos comunes.

También es importante saber que puedes consultar en el catastro los metros útiles o construidos de una casa de manera pública y podrás hacerlo fácilmente por Internet. Además, consultar la superficie construida es gratuita. Tan solo deberás entra en la página web del catastro y buscar la casa que quieres en el localizar de viviendas.

Si tienes una referencia catastral concreta, también puedes meterla en el localizador y así podrás obtener al instante datos de interés como esa casa, piso, chalet o edificio.

¿Qué ocurre si una persona no tiene referencia catastral? ¿Podrá encontrar en el catastro los metros útiles o construidos de la vivienda que desea? Por supuesto que puede consultarlo. Tan solo tiene que ir a la sede virtual, rellenar unos datos básicos de la vivienda y ver todo aquello que necesite.

Consejos para calcular los metros cuadrados de una vivienda

Si necesitas medir una vivienda, lo mejor sin duda es tratar de localizarla en el catastro. Esto lo podrás hacer a través de su web o a mediante un localizador de viviendas en la que incluirás la referencia catastral. Si no tuvieras la referencia entra en la sede electrónica y ahí podrás encontrarla en el buscador por dirección, parcela, etc.

Si por el contrario lo que quieres es medir tu casa, empieza por las habitaciones y multiplica el largo y el ancho de cada pared. Ten en cuenta que las puertas y las ventanas no se cuentan como metros útiles. El paso siguiente es sumar todos los metros cuadrados y así sabrás realizar el sencillo cálculo de la superficie construida.

Aplica la misma fórmula en la cocina, el baño y otras estancias de la casa para tener una medición completa.

Ahora que ya conoces la diferencia entre metros construidos y metros útiles, no olvides tener en cuenta que a la hora de comprar una vivienda debes valorar una serie de aspectos. Entre ellos, analizar positivamente la vivienda en función de los metros útiles y que, como comprador, calcules los metros construidos a ojo. En Vía Célere somos especialistas en el sector y si tienes algún tipo de duda, consúltanos. Te ayudaremos en todo aquello que necesites.